UIBB: “Todos estamos esperando una reactivación”

Seguinos en

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes.
+industrias, más que una revista.
Más Industrias
Seguinos en

En una entrevista con +industrias, Ricardo Rabbione, Director Ejecutivo de la UIBB, afirmó que hay expectativa en el sector para el año 2017.

¿Cuál es el panorama de la industria en la ciudad?
Bahía Blanca no es ajena a los números que se revelan a nivel nacional. Ha sido un año complicado, algunos rubros lo han sentido más que otros. Evidentemente la retracción del consumo, la recesión y la caída de ventas son los factores que más han impactado a la mayoría de las industrias de Bahía. Excepto algún nicho de empresas grandes, que pudieron estar a lo mejor un poco más alejadas de los vaivenes económicos, el sector de pequeña y mediana empresa estuvo realmente complicado.

¿Hubo algún otro factor que perjudicó a las empresas?
Como dije anteriormente, las principales causas fueron la caída de las ventas y del consumo. Sin embargo, el tema tarifario en su momento impactó mucho, sobre todo por las idas y las vueltas, y la falta de una definición. Fue todo bastante desprolijo, hubo mucha incertidumbre, más que nada con la tarifa del gas. Lo que medianamente pasó más desapercibido, salvo para algunas empresas electrodependientes, fue el aumento de la luz. En este momento debemos decir que está pegando muy fuerte el aumento del agua en la Provincia. Tenemos varias empresas con problemas, hay algunas que están recibiendo facturas que son impagables. Es un tema que todavía está abierto.
También, puede haber alguna empresa que haya sentido la apertura de las importaciones, pero en el relevamiento que hacemos, a través del Centro de Estudios Económico, realmente son pocas.

¿Hay algún otro problema que se desprenda de los relevamientos?
Hay un ítem que permanece inalterable, que siempre está primero o segundo dentro de los problemas de las empresas que es transversal a las pequeñas, medianas y grandes y a la actividad empresarial, que es el tema de la carga tributaria. Se mantiene constante como una de las mayores preocupaciones de las empresas desde hace un tiempo largo porque es un problema estructural y no de coyuntura. Argentina tiene una de las cargas tributarias más altas del mundo y eso repercute en el famoso costo argentino. Nunca hemos dejado de ser un país caro y eso es un problema estructural en donde la presión impositiva de los tres Estados, el municipal, el provincial y el nacional tienen una injerencia muy fuerte.

+info24 +industrias¿Cuáles son las expectativas para el año 2017?
Para el 2017 no hay economista, ni analista político, ni gente que pueda está preparada que no te diga que el país va a crecer. Ahora bien, no se ponen de acuerdo en cuánto, pero todos estamos esperando una reactivación. Si esa reactivación se da dentro de los números que se prevén, sólo servirá para recuperar lo que se perdió. Lo que me preocupa que siga sin resolverse el problema estructural de la Argentina que creo es el déficit fiscal.
Por lo menos en la encuesta que hemos hecho, se nota la paradoja que los empresarios tienen un presente muy complicado, pero la mayoría está esperanzada que en un futuro inmediato las cosas van a cambiar.
En la encuesta que hemos hecho, se nota la paradoja que los empresarios tienen un presente muy complicado, pero la mayoría está esperanzada que en un futuro inmediato las cosas van a cambiar.

¿Hace referencia a las inversiones que se esperan?
El tema inversiones es mucho más complejo porque no se hacen de un día para el otro, depende en qué sectores. Creo que se va a ir dando, no tengo dudas, pero de manera mucho más gradual. El que imaginó que iba a haber de golpe un montón de inversiones, creo que no estaba leyendo la realidad. Si bien hay interés, hay muchos nichos que pueden ser atractivos, una mirada del mundo diferente, un clima de negocio también distinto… no quiere decir que las inversiones van a llegar y tapar todo con dinero.

¿Qué nos puede decir con respecto al desempleo?
En general, lo que se notó en Bahía y también a nivel nacional, es la baja de la actividad en la construcción. Ese sector ha estado con una alta conflictividad a raíz de que mucha gente se quedó sin trabajo, algo que fundamentalmente obedece al parate de la obra pública. Nosotros escuchamos todos los días que la obra pública ya arranca pero parecería que no termina de arrancar. Evidentemente ahí se ha suscitado algún tipo de problemas, y todavía no ha tomado el vigor que necesita.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.