Empresarios de la industria toman menos créditos por temor a la segunda ola

Más Industrias
Seguinos en

La línea de préstamos comerciales disminuyó 4,6% en marzo y acumuló así un descenso del 0,3% en el primer trimestre del año, lo que evidencia la “mayor cautela” entre los empresarios y emprendedores a la hora de decidir nuevos endeudamientos bancarios.

Los números evidencian un elevado nivel de incertidumbre entre los responsables de conducir las empresas a la hora de tomar deuda debido a que no se sabe cuál será el curso que tomará la segunda ola de la pandemia de Covid-19.

El saldo total de préstamos en pesos al sector privado alcanza un nivel de $2.936.023 millones, representando un aumento del 46,5% anual, precisó un informe de la consultora First Capital Group.

Durante marzo, el crecimiento ha sido de $46.581 millones, lo que representó un avance del 1,6% en el stock, acelerándose respecto al mes previo y por debajo de la inflación que se habría registrado (en torno al 4% mensual).

En el primer trimestre del año los préstamos totales al sector privado crecieron 4,6%. La línea de préstamos personales creció un 4% mensual en marzo, encadenando su décima suba consecutiva; el saldo subió a $487.319 millones para el total acumulado, presentando un crecimiento interanual en términos nominales del 19,4%, contra los $408.105 millones al cierre del mismo mes del año anterior.

El crecimiento interanual llegó al 60,7%, muy por encima de la inflación del período; en el trimestre la suba fue de 5,4%. “Luego de un respiro de dos meses, el dinero plástico recupera su dinamismo seguramente por los mismos motivos que mencionamos en la línea de préstamos personales además de algunas promociones del programa `Ahora 12´ con diferimiento del primer vencimiento”, aseguró Guillermo Barbero, socio de la consultora financiera.

En cuanto a las líneas de créditos hipotecarios, incluidos los ajustables por inflación/UVA, durante marzo crecieron 2,9% con respecto al stock de $221.034 millones del mes anterior, acumulando un saldo total al cierre de $227.529 millones y una suba interanual del 6,9% en términos nominales.

“Se observa un interesante ritmo de crecimiento de esta operatoria, el cual se mantiene ya por más de tres meses y en especial el último mes muestra un valor interesante. Los créditos para construcción y refacción son los más favorecidos en esta coyuntura dado que algunos inversores vuelcan sus excedentes de pesos a proyectos inmobiliarios que cuentan con apoyo financiero hipotecario”, detalló Barbero.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.