¿Cómo está formado el presupuesto 2021?

Más Industrias
Seguinos en

El 18 de noviembre pasado, la cámara de Diputados sancionó el Presupuesto 2021. El proyecto contempla una inflación anual en torno al 29%, un crecimiento de la economía de 5,5% y un déficit fiscal primario del 4,5%. Además, se prevé que la divisa estadounidense cierre hacia fin de año a un promedio de $102,4.

Los principales supuestos macroeconómicos en los que se basó son los siguientes: los ingresos públicos mostrarán una recuperación robusta, con un Estado con un rol activo en el proceso de reconstrucción; y el gasto primario real crecerá respecto a 2020 sin las erogaciones extraordinarias por COVID-19 (+7,6% i.a. en términos reales).

El Gobierno planifica que uno de los motores de la recuperación vendrá de la mano de un ambicioso plan de obras públicas, para el cual se duplicarán los gastos de capital que alcanzarán el 2,2 % del PBI.

En contraposición, planea una fuerte reducción del pago de intereses de la deuda, luego del acuerdo logrado con los acreedores privados. Es que si bien nuestro país estaba comprometido a abonar U$S 12.500 millones en concepto de vencimientos de deuda pública en moneda extranjera, tras la reestructuración serán sólo de 150 millones por pago de interés.

Por su parte, los gastos sociales abarcan el 65% del total de los recursos contemplados en el proyecto. Se destinan $5,5 billones para el pago de jubilaciones y asignaciones sociales, programas alimentarios, de economía social, entre otros.

Un detalle de este presupuesto consiste en que incorpora la perspectiva de género, en donde se reconoce el valor de la economía del cuidado y su aporte significativo a la economía. Un 15% del total de los egresos previstos están destinados a reducir las brechas de desigualdad. Desde el Ministerio de Mujeres, Género y Diversidad detallaron que se incrementan en 13 veces los fondos volcados al organismo encargado de las políticas de género y diversidad.

En Salud Pública el proyecto prevé una inversión del 0,5 % del PBI. Del mismo modo, en Educación y Conectividad los recursos implicarán el 1,3% del PBI.

En otro orden, el Presupuesto sumó $7.000 millones a los subsidios al transporte de pasajeros del interior; se agregaron $4.000 millones a las Universidades; y se fijaron cupos fiscales de $24.000 millones para beneficios de la ley de Economía del Conocimiento. También se reformó la ley de juegos de azar y se dispuso que pagará tributo, de 5%, cualquier apuesta realizada a través de los sistemas digitales. Otro reclamo que se incorporó fue el pedido del exgobernador de La Rioja, Sergio Casas, que elevará a $12.400 millones las partidas por compensación de la coparticipación.

Objetivos del presupuesto 2021

Entre los objetivos principales del Presupuesto 2021, desde el Ministerio de Economía destacan la construcción de un modelo de desarrollo sustentable en términos económicos, sociales y políticos que reúna en simultáneo cinco condiciones estructurales: inclusión, dinamismo, estabilidad, federalismo y soberanía.

Así, el Presupuesto 2021 diseñado por el equipo de Martín Guzmán busca una “estabilización macroeconómica”, a través de la “recuperación económica con un esquema de política fiscal expansiva y un Estado que cumple un rol fundamental para proteger a los sectores más vulnerables, incentivar el mercado interno y potenciar un crecimiento de la producción y de las exportaciones. Ejes esenciales para que nuestro país pueda sostener el crecimiento”. Además, apunta a la “sostenibilidad fiscal”, que según fuentes oficiales, requerirá de esfuerzo consistente para lograr un equilibrio fiscal compatible con un crecimiento inclusivo.

6 pilares de la política de inversión pública

Según informó el Ministerio de Economía, los seis pilares de la política de inversión pública incluida en el Presupuesto 2021 son:

  1. Infraestructura productiva y social: la infraestructura volverá a ser un motor de la economía, la generación de empleo y la competitividad de las empresas argentinas con un criterio inclusivo y federal, y una inversión proyectada de $835.000 millones, o 2,2% del PBI.
  2. Innovación y Desarrollo: la inversión proyectada es de $187.000 millones o 0,5% del PBI, cifras que permitirán sostener el nivel de gasto real extraordinario de 2020.
  3. Salud Pública: la inversión proyectada es de $199.000 millones, o 0,5% del PBI.
  4. Educación y Conectividad: la inversión proyectada es de $483.000 millones o 1,3% del PBI.
  5. Inclusión social activa: la inversión proyectada es de $270.000 millones, o 0,7% del PBI.
  6. Género y diversidad: la inversión proyectada es de $6.205 millones. Destina $1,3 billones a políticas que cierran brechas de desigualdad. Esto es transversal a todos los Ministerios, son 55 políticas de género provenientes de 22 organismos que funcionan en 14 Ministerios.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.