Bahía Blanca: economía y covid-19

Más Industrias
Seguinos en

En la ciudad de Bahía Blanca la actividad industrial se compone de dos grandes complejos relacionados al puerto cuyas empresas están radicadas en la zona portuaria y sus áreas aledañas: el complejo cerealero-agroindustrial y el complejo energético-petroquímico.

El primero incluye a los comercializadores de granos y a los acopios acondicionadores de granos, en general grandes multinacionales. En el área de las petroquímicas están desde las empresas que fraccionan el gas hasta las que lo utilizan para fabricar plásticos y polietilenos.

Además hay otros rubros menores y múltiples PyMEs que brindan servicios a las industrias como mantenimiento, logística, transporte, ingeniería, seguridad e higiene, entre otros.

En términos de empleo se sabe que el complejo petroquímico genera como mínimo 5000 puestos de trabajo altamente capacitados, incluyendo empleos directos e indirectos.

Unión Industrial de Bahía Blanca (UIBB) y el impacto de la pandemia

La Unión Industrial Bahía Blanca (UIBB), una entidad gremial empresaria constituida en 1992 con el objetivo de representar a las distintas actividades industriales radicadas en la ciudad y su zona de influencia, realiza relevamientos periódicos entre sus asociados para conocer sus problemáticas y proponer soluciones a las autoridades.

Ricardo Rabbione, director ejecutivo de la UIBB

La pandemia y el consecuente aislamiento obligaron a la institución a redoblar esfuerzos, reorganizarse implementando teletrabajo y atención virtual y orientar sus charlas y capacitaciones a brindar soluciones a los nuevos problemas que fueron surgiendo.

El ingeniero Ricardo Rabbione es el director ejecutivo de la UIBB y conversó con Más industrias sobre el impacto de la pandemia en la economía de Bahía Blanca.

¿Cómo evaluaría el impacto de la pandemia y el aislamiento en la actividad industrial de la ciudad?

Desde 2014 medimos, a través de nuestro Centro de Estudios Económicos, el Índice de Demanda Laboral Industrial (Idelai) y en lo que respecta al cuarto bimestre de este año (julioagosto) alcanzó 21,9 puntos evidenciando una disminución de casi el 11% respecto al bimestre anterior.

Si se analizan los valores obtenidos desde el inicio de las mediciones en abril 2014 hasta el período actual, el indicador mostró un 78,1% menos de nuevas solicitudes de puestos de trabajos industriales.

En otras palabras, significa que Bahía Blanca no recupera el ritmo de solicitudes de nuevos puestos industriales que presentaba años atrás.

¿Qué rubros se vieron más afectados?

La caída en agroindustria fue la que arrastró al índice general ya que resultó muy significativa respecto al bimestre anterior.

Los demás rubros aumentaron levemente pero no alcanzaron a contrarrestar el efecto mencionado.

Los que más han aumentado fueron: Alimentos y Bebidas, Metalúrgicas y Productos Metálicos.

¿Cómo explica que las expectativas de producción y uso de capacidad instalada subieran, pero no la demanda de empleo?

La principal explicación recae en que, por el momento, la incertidumbre a corto y mediano plazo ocasionada por la pandemia, mantiene a los empresarios expectantes y precavidos respecto a cambios en la dotación de personal.

+info24 +industrias
Unión Industrial de Bahía Blanca
¿Cómo evalúan los niveles de actividad respecto de la pre-pandemia?

Aún falta… esto impacta en el riesgo de cierre, sobre todo en las micro y pymes industriales, y de servicios conexos. Por eso es importante seguir acompañando a las empresas que más lo necesitan para alejar este riesgo ya que la caída en el número de firmas impactaría directamente sobre el empleo y la recaudación.

¿Cómo fue la reacción de los grandes polos industriales de la ciudad ante el aislamiento?

Frente a las medidas de aislamiento que por diferentes plazos hicieron cerrar las puertas de comercios y servicios, la actividad de las empresas industriales vinculadas al puerto, al complejo agroindustrial y Polo Petroquímico se mantuvo cercana a la normalidad por considerarse servicios esenciales.

Estas firmas sostuvieron los puestos de trabajo directo sin suspensiones ni recortes, abonando en tiempo y forma salarios y aguinaldos; y además mantuvieron el flujo de contratación de numerosas pymes de mantenimiento y servicios industriales.

En otras palabras, ante la paralización de una gran parte de las actividades económicas de la ciudad, la industria mitigó el perjuicio de la cuarentena a través del empleo directo, indirecto, y los flujos recaudatorios que se derivan de sus operaciones.

¿Y qué otro tipo de derrames hubo?

Según informó el propio municipio la ayuda social en los barrios más vulnerables se multiplicó varias veces respecto a lo habitual.

Además, desde la UIBB hemos realizado un gran esfuerzo, en conjunto con el Centro de Veteranos de Guerra de Malvinas, para sostener y apoyar
a más de 150 familias del Barrio Los Sauces, brindando bolsones semanales de alimentos y elementos de higiene. Por otro lado, firmas asociadas de la UIBB han colaborado con el municipio y otras instituciones con importantes donaciones de materiales y elementos para la emergencia sanitaria.

¿Cuál es su conclusión?

Quedó demostrado, por un lado, que la industria y el puerto son los pilares de la actividad económica de la ciudad y componentes principales de su PBI y, por el otro, que la entidad se encuentra muy comprometida con la responsabilidad social que le compete, principalmente en tiempos de crisis.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.