Una ciudad de Estados Unidos imprimió su propia moneda para paliar la crisis por coronavirus

Más Industrias
Seguinos en

El hecho tuvo lugar en la ciudad de Tenino, estado de Washington. Las autoridades utilizaron una imprenta de 1890 e hicieron 10.000 dólares sobre rectángulos de madera y los repartieron entre los locales más afectados por la pandemia.

Tenino se convirtió en una ciudad fantasma con sus negocios tratando de sobrevivir a la pandemia del covid-19, por lo que sus autoridades revivieron una no convencional idea del siglo pasado: imprimir su propia moneda en finas placas de madera. En Argentina, la crisis de 2001 dio paso a la utilización de cuasimonedas de uso similar, como el Patacón y el Lecop. Pese al imaginario colectivo de estabilidad vinculado a EEUU, no es la primera vez que una ciudad de dicho país recurre a estas herramientas monetarias.

“No hay comercio, no hay ventas y las calles están muertas. Es lo mismo a las 3 PM que a las 3 AM”, dijo Wayne Fournier, alcalde de esa ciudad del estado de Washington, que cuenta con 1800 habitantes.

“Estábamos recibiendo muchas llamadas de empresas que nos decían no estar seguras de poder continuar”, dijo a la AFP.

El billete tiene una imagen del presidente George Washington y una expresión en latín que traducida al inglés significa: “Lo tenemos bajo control”.

Como el museo de la ciudad tiene una impresora que data de los años 1890, la utilizaron para hacer 10.000 dólares en rectángulos de madera, cada uno con un valor nominal de 25 dólares.

Ese dinero es entregado como subvención a residentes que demuestren que están siendo perjudicados por la pandemia. Cada uno puede recibir hasta 300 dólares mensuales.

Conocidos como “Dólares Tenino” o “Dólares COVID” o, incluso, como “Dólares Wayne”, por el apellido del alcalde, los billetes son aceptados en casi todos los negocios de la ciudad a una tasa fija equivalente a casi un dólar.

Si bien la idea parece novedosa, no es nueva. La ciudad la utilizó durante la Gran Depresión, en los años 30, cuando la preocupante escasez de dinero obligó a Tenino a imprimir nuevos billetes. El plan cobró popularidad durante esa época, y otras ciudades comenzaron a copiarlo.

La nueva versión de la impresión de la moneda, al igual que su edición anterior, apunta a tender una mano durante la crisis económica que ha provocado el cierre de negocios en todo el país.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.