Las medidas de contención para pymes resultan insuficientes para distintas entidades

Entidades gremiales empresarias que representan a los sectores gastronómicos solicitaron al Gobierno una serie de medidas que permitan “cuanto menos, aliviar en parte las dificultades que afectan a las empresas y sus trabajadores”, ante la emergencia sanitaria por el avance del coronavirus.

La acción engloba a empresas de los sectores confitero, pastelero, hotelero y gastronómico, pizzero, de comidas de servicios rápidos, heladero, y panadero.

El conjunto de entidades pidió “financiación a tasa 0% para abonar salarios, por el término que dure la emergencia, y financiamiento de la deuda de los pagos de suministros también sin interés”.

Además, solicitó “otorgamiento y ampliación de los Repro (subsidios estatales al pago de sueldos privados) en forma directa y de fácil acceso para todo el sector, una excepción al pago de aportes y contribuciones patronales, y habilitar los procedimientos preventivos de crisis”.

También requirió suspender las medidas que impiden el otorgamiento de créditos a los contribuyentes que tengan mora en el sistema; autorizar el pago de las declaraciones juradas de aportes y contribuciones de la seguridad social en tres cuotas iguales distribuidas a lo largo del mes siguiente al que se liquida, sin intereses; y dictar las medidas necesarias que contemplen el diferimiento de plazos de presentación de diferentes obligaciones de información, declaraciones juradas y requerimientos fiscales.

El pedido conjunto lo realizaron las asociaciones de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (Ahrcc); de Propietarios de Pizzerías y Casas de Empanadas (Appyce); de Panaderos Capital (Apaca); de Fabricantes Artesanales de Helados (Afadhya); la Cámara Argentina de Establecimientos de Servicio Rápido de Expendio de Emparedados; y Federación Empresaria Hotelera Gastronómica (Fehgra).

Diferentes cámaras empresarias plantearon que las ayudas deberían profundizarse más. Solicitaron también auxilio para grandes firmas.

Falta de colaboración de los bancos

Frente la profunda crisis económica provocada por el coronavirus, las pequeñas y medianas empresas exigen que las entidades bancarias actúen con responsabilidad y sensatez. «Hay que evaluar el efecto social de toda una cadena productiva y verlo en su conjunto. Una pyme que cierra es toda una cadena rota, necesitamos garantizar la salud de todos los argentinos y también la sustentabilidad del sistema», expresó el presidente de CAME, Gerardo Díaz Beltrán.

«El contexto actual es el peor momento para pensar en la rentabilidad y menos para especular en salvarse solos u obtener ganancias de la tragedia», remarcaron desde la entidad.

Hoy la mayoría de las pymes no tiene ni liquidez ni ingresos para pagar sus obligaciones cotidianas. Solo en comercio pierde ventas por $10.500 millones en cada día de cuarentena. Y mientras eso ocurre, los bancos cortan la cadena de pagos rechazando cheques, incluso de sus mejores clientes. Esos cortes complican aún más la falta de ventas de la empresa y, sobre todo, ponen en riesgo la actividad de la empresa y de toda la economía cuando las ventas repunten, informaron desde CAME.

La asociación que agrupa a las pizzerías y casas de empanadas a nivel nacional reclamó medidas de ayuda para que el sector pueda «hacer frente a las diversa dificultades» surgidas de la paralización y la escasa venta derivada de la pandemia de coronavirus.

Antonio Vázquez, presidente de la Appyce (Asociación de Propietarios de Pizzerías, Casas de Empanadas y Actividades Afines de la República Argentina) manifestó a la Agencia Nacional de Noticias Télam que la modalidad de delivery «no logra cubrir las necesidades del sector, por lo que éstas se agudizan en aquellos comercios que se encuentran en zonas de baja circulación, ya que las oficinas, teatros, bancos y comercios en general están cerrados; lo cual de ningún modo permite sostener las estructuras de muchos de nuestros establecimientos.»

Sólo para algunas empresas

Para poder acceder a uno o más de estos beneficios mencionados, la empresa debe poder comprobar que sus actividades económicas fueran afectadas de forma crítica en la zona geográfica donde se desarrollan; tiene una cantidad relevante de trabajadores contagiados por el covid-19 o que estén en aislamiento obligatorio o con dispensa laboral por estar en grupo de riesgo u obligaciones de cuidado de algún familiar relacionadas al covid-19; que acredita una sustancial reducción en sus ventas con posterioridad al 20 de marzo de 2020.

No abarca a pymes de servicios esenciales

Se encuentran excluidos de los beneficios del decreto aquellos sujetos que realizan las actividades y servicios declarados esenciales y que la Jefatura de Gabinete de Ministros establecerá los criterios objetivos, actividades y demás elementos que permitan determinar la asistencia a recibir por los sujetos beneficiados.

Unión Industrial

Por su parte, el presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Miguel Acevedo, aseguró que «solo están trabajando las actividades consideradas esenciales», lo que representa un porcentaje del 20% de la industria en un contexto marcado por la emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia del coronavirus.

En declaraciones radiales, Acevedo dijo que lo principal en esta coyuntura es “mantener la producción y el empleo” y, desde su punto de vista, es lo que logra el Gobierno con las «respuestas integrales» que ofrece el sector.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.