Cae la producción automotriz de México y Brasil ante la prolongada escasez de semiconductores

Más Industrias
Seguinos en

El ensamblaje de vehículos brasileño bajó un 21,3% a 173.287 unidades en septiembre respecto al mismo mes de 2020, mientras que el de México se desplomó un 33,30% respecto al septiembre anterior a 208.092 unidades.

La producción automotriz en México y Brasil, las dos economías más grandes de América Latina, cayó abruptamente en septiembre debido a la escasez de chips de semiconductores que golpeó a toda la industria y también por los bloqueos ferroviarios en el caso mexicano, mostraron datos oficiales el miércoles.

El ensamblaje de vehículos brasileño bajó un 21.3% a 173,287 unidades en septiembre respecto al mismo mes de 2020, cuando la industria estaba luchando por reanudar la producción tras un cierre inducido por la pandemia de COVID-19, dijo la asociación de fabricantes de automóviles de Brasil, Anfavea.

Además, en Brasil, la industria automotriz se vio duramente golpeada por carencia de repuestos y la lenta recuperación económica que los obligó a reducir las proyecciones de ventas, producción y exportaciones en lo que va del año.

Particularmente en México, la producción automotriz cayó un 33.30% respecto a septiembre de 2020 a 208,092 unidades y las exportaciones cayeron un 24.18% a 195,294 vehículos, lo que representó el peor desempeño para ese mes en la última década, según la agencia nacional de estadística, INEGI.

«Todo esto es resultado del desabasto de semiconductores que ha afectado los niveles de producción, prácticamente ahora sí de todos los participantes del mercado nacional», dijo el director ejecutivo de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), Fausto Cuevas.

Además de las problemáticas particulares que preocupan al sector productivo de cada país, en ambos casos, se atribuyeron las afectaciones específicamente a la escasez de chips o semiconductores, ya que el faltante está provocando recortes e importantes demoras en la producción automotriz de todo el mundo. Además, de acuerdo con representantes de la industria, se prevé que la situación empeore en los próximos meses y podría extenderse hasta mediados de 2022.

Anfavea, que representa a los fabricantes de automóviles globales como General Motors, Volkswagen y Fiat en Brasil, informó que espera que las ventas de autos nuevos en Brasil caigan un 1% o aumenten en no más del 3% en lo que resta de 2021.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.