Ventas minoristas: Cayeron 2,5 en enero, según CAME

Las cantidades vendidas por los comercios minoristas finalizaron enero con una caída de 2,5% frente a igual mes del año pasado, según informó la Confederación Argentina de le la Mediana Empresa (CAME).

De los 21 rubros relevados, solo las ventas en farmacias mostraron un alza interanual, el resto de los rubros siguieron con bajas aunque menores a las de meses anteriores. “Fue un mes muy irregular en materia de ventas, con un inicio muy flojo durante la primera quincena y recuperándose sobre el final”, aseguraron desde CAME.

“Las expectativas por los Precios Transparentes y la incertidumbre sobre cómo evolucionarían los importes y las cuotas con esa medida impulsó las ventas de bienes durables, como electrodomésticos en los últimos días del mes. Pero igualmente la demanda fue menor a la del 2016”, agregaron desde la institución.

En ‘Electrodomésticos y artículos electrónicos’, las cantidades vendidas declinaron 3,8% frente al mismo mes del año pasado. “No es un mal resultado si se observa que era uno de los rubros que más derrumbe tuvo en los últimos doce meses. La demanda se sostuvo con los aires acondicionados, ventiladores, se movió algo de heladeras y especialmente electrónicos pequeños y artículos de computación”.

Sobre el fin de este periodo, hubo anticipo de pedidos de productos de mayor valor frente a la posibilidad que la medida de Precios Transparentes encarezca o anule las cuotas sin interés.

Las ventas de Reyes también traccionaron en ese ramo al igual que en ‘Jugueterías, librerías y rodados’, donde las ventas solo cayeron 0,3% con ayuda de algunos adelantos de compras escolares.

Por su parte, en Indumentaria, las cantidades vendidas bajaron 2,2% anual en enero. “La gente fue lo que más buscó y compró. Igual el mercado notó el freno que sigue teniendo el consumo, con muchas consultas y pocas operaciones a la hora de tomar la decisión”, precisaron desde CAME.

Entre las causas para la baja en las ventas, el organismo identificó a la menor disponibilidad de efectivo y también la mayor cantidad de familias que viajaron a vacacionar o a comprar en países vecinos como Chile, Paraguay, Uruguay y Brasil, donde los precios son más convenientes. En efecto, la ocupación hotelera también mostró una fuerte caída.

“De todos modos, la evolución de las ventas en el primer mes del año fue muy heterogénea entre provincias e incluso entre ciudades de una misma jurisdicción. Las más golpeadas fueron las fronterizas con Chile y Paraguay, donde el consumo en rubros como neumáticos, electrónicos, calzados o indumentaria se vio muy resentido. Lo sintieron ciudades de Misiones, Corrientes, Mendoza, y Formosa, principalmente”, detalló el informe mensual de ventas minoristas de CAME.

“Los negocios lanzaron muchas ofertas, descuentos y liquidaciones para atraer ventas y fueron buenas estrategias en algunos locales comerciales que por momentos estuvieron con buen público. Pero no todos tuvieron resto financiero para sostener el ritmo de las rebajas” agregaron.

En las ciudades turísticas, las ventas fueron mejor en la segunda quincena que en la primera, donde la gente estuvo más relajada con los gastos y se animó a desembolsar más. “Posiblemente alentada por cierta mejora en las expectativas sobre el rumbo de la economía y el empleo, igual se consumió menos que el año pasado”, estimó el organismo.

Clara Fernández Herrerías

Periodismo gráfico y radial, Bahía Blanca.