Venta directa de frutas finas frescas

Más Industrias
Seguinos en

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes.
+industrias, más que una revista.
Más Industrias
Seguinos en

El ciclo Experiencias de Sabores finaliza esta semana con la venta directa de frutas finas producidas en Neuquén. Los productores ofrecerán frambuesas, moras, cerezas y frutillas frescas el sábado próximo, de 9 a 13, en avenida Olascoaga casi Mitre de la ciudad de Neuquén.

La actividad es organizada por el gobierno provincial a través del Centro PyME-Adeneu, organismo dependiente del ministerio de Producción e Industria, y cuenta con el financiamiento del Consejo Federal e Inversiones (CFI) a través de la secretaría del COPADE.

La provincia de Neuquén, a través de políticas de desarrollo productivo, ha promovido el cultivo de frutos finos desde fines de la década de 1990. Posteriormente, a través de su Plan Productivo Provincial, se determinó que el sector era estratégico para el desarrollo económico provincial.

Con apenas 20 años de desarrollo, este sector frutícola intensivo se caracteriza por ser un potente dinamizador de la economía regional, con capacidad de rentabilizar pequeñas unidades productivas a partir de productos con alto valor económico, que se encuentran en plena expansión por sus importantes cualidades como alimentos funcionales, ricos en vitaminas y antioxidantes.

Aníbal Caminiti, coordinador del Programa de Frutas Finas del Centro PyME-Adeneu, informó que “Neuquén es seguramente la provincia de la Patagonia que tiene más amplia diversidad de berries y de cherries, con las cerezas, frutillas, frambuesas y moras que poseemos en volumen y con la mayor superficie plantada que hay en la región”.

Las cerezas tienen destinos de exportación internacionales como Estados Unidos, Europa, Medio Oriente y países asiáticos, mientras que las frutillas son comercializadas hacia otras provincias como Mendoza, Buenos Aires, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego.

Los principales cultivos son la cereza, con más de 300 hectáreas implantadas y una producción superior a las 2.000 toneladas anuales. La mitad se exporta a los mercados internacionales, siendo Neuquén la tercera provincia con volumen exportable de este fruto a nivel nacional.

En tanto, las frutillas se cultivan en torno a unas 50 hectáreas que producen unas 1.300 toneladas al año. En total Neuquén produce más de 3.700 toneladas de frutas finas que en 2017 generaron ventas por más de 14 millones de dólares.

En enero se concretarían las exportaciones a China
En el marco de la reciente cumbre del G20 en Buenos Aires, se firmó el protocolo sanitario para el ingreso de cerezas argentinas a China. Caminiti explicó que “se trata del protocolo fitosanitario, que es la primera instancia para abrir mercados, lo que prima ahí son las exigencias sanitarias que exige el país al que uno pretende venderle”.

Los primeros envíos de cerezas se concretarían a principios de enero y con tratamiento con frío cuarentenario en tránsito, esto es mientras el barco se dirige desde Buenos Aires o Chile al país asiático. Una comisión china vendría al país a supervisar los primeros envíos marítimos.

“Son 16 días de tratamiento con frío que pueden ocurrir mientras está en tránsito el buque a China. De Buenos Aires a China tarda 42 días o si vamos por puertos chilenos son 22 o 25 días”, explicó Caminiti. Con el tratamiento con frío se cumple con las normas internacionales para el control de plagas, en particular para combatir a la Mosca del Mediterráneo.

Caminiti, quien también es gerente ejecutivo Cámara Argentina de Productores de Cerezas Integrados (Capci), recordó que “el mercado chino fue solicitado para abrir al gobierno nacional en 2012. Un año después desde Centro PyME-Adeneu acompañamos al sector, el gobierno provincial también intervino en Buenos Aires para agilizar las gestiones y compatibilizar los requerimientos del Senasa. La apertura de este mercado es muy esperada por el sector de cerezas en el país por lo que significa el mercado chino en cuanto a desarrollo comercial”.

El logro más importante es el haber dejado plasmado en el protocolo sanitario el reconocimiento de área libre de plaga para la Patagonia, instancia por la que se seguirá trabajando en marzo de 2019, fecha en la que vendría a la región una nueva comisión china para verificar dicho status. Aprobado el mismo, se habilitarían los envíos aéreos, permitiendo el ingreso a este mercado durante noviembre e inicio de diciembre, época donde mejor cotiza la cereza como fruto primicia. Para Caminiti “esta instancia de reconocimiento como área libre abrirá el camino para ampliar dicho status sanitario al resto de los frutos patagónicos”.

Más Industrias

Facilitamos la creación de Alianzas Inteligentes. +industrias, más que una revista.